La crónica de Miguel Heras: Así vivió el Festival Les Templiers 2015

El corredor de Béjar quedó en cuarta posición en una carrera donde se reúnen los mejores corredores de Ultras del mundo. Miguel ya piensa en sus próximos retos: ¡descúbrelos!

La crónica de Miguel Heras en Les Templiers 2015

templiers miguel

Hablar con un campeón de la talla de Miguel Heras es siempre un honor, aún más cuando sabes que semana a semana vas a poder saber más de uno de los corredores más exitosos en España en competición Ultras y trails. Precisamente éste es el objetivo de Deporlovers: contactar con los mejores en cada disciplina, y que nos relaten en exclusiva cómo son las competiciones a las que se enfrentan, su preparación y sus secretos como deportistas de élite.

En esta ocasión, nos ponemos en contacto con Miguel Heras, después de que el de Béjar haya participado en una de las competiciones más conocidas en el mundo del Ultra francés, y a nivel mundial. En esta ocasión, después de varios años participando en este reto, Heras consiguió una cuarta plaza que le deja con sabor agridulce, con malas sensaciones en la recta final, pero con la idea clara que lo que hay por delante puede dar muchos éxitos (42 K en Argentina y el Maraton de montaña de Ibiza).

Este es el relato de Heras en la prueba que le dejó entre los mejores de la competición, una vez más, después de subir al segundo escalafón en 2012. En esta ocasión, Tòfol Castanyer se ubicó en tercera posición, Martin Nicolas en segunda plaza y el francés Cori Benoit en primer lugar, en la prueba del 25 de octubre de 2015.

¿Cómo fue la preparación para esta prueba?

“Para esta carrera no ha habido una preparación específica, porque a estas alturas de temporada es ir un poco viendo como pasan las semanas para recuperarte de una carrera a otra, y en las jornadas de descanso aprovechar al máximo, intercalando días de entreno que no tengan un exceso de fatiga para poder llegar bien a las competiciones.

En 2012 quedé segundo clasificado, y este es el cuarto año que participó de Les Templiers. Es una carrera a la que tengo mucho respeto, aunque nunca se me ha dado del todo bien porque es una carrera traicionera. Parece sencilla en cuanto a desniveles, pero te puede dejar K.O. por los ritmos que lleva”.

¿Qué tal tus sensaciones en esta edición?

“Este año no ha habido nada en particular, aunque no tuve buenas sensaciones. Fue el típico día que a lo mejor no van las piernas como una desearía. Eso sí, a estas alturas de campeonato puedes estar muy bien un día, y otro no estarlo tanto. Entonces, cuando hay tanto nivel en una carrera y te das cuenta que hay corredores que van al 100%, solo con notarte un poco regular ya vas a remolque de los demás. Con esto, gestionamos lo mejor posible las sensaciones regulares y logramos llegar a un cuarto puesto y contento, la verdad”.

Retos por delante

“El próximo domingo me enfrento al Ibiza Trail Maratón. Es una propuesta de un amigo que me lo dijo, y yo pensé “¿por qué no?” Nunca estuve en Ibiza, voy a verla que es parte de un corredor de mis características, ir a probar a otros lugares. La verdad es que no es lo más correcto después de haber disputado un Ultra el hacer después una maratón, pero bueno, espero en esta semana recuperarme bien y estar en condiciones de disputar el campeonato.

En dos semanas me voy a Argentina. Para esa carrera espero estar en mejores condiciones de las que pueda estar en Ibiza. Aún así, son muy parecidas las dos maratones, por lo que he visto. El tiempo que hizo el ganador del año pasado en Ibiza y la que hice yo en Argentina (donde ya se ha consolidado como campeón) son muy parecidas”.

Imagen de Miguel Heras en la edición de 2012 en Les Templiers

Imagen de Miguel Heras en la edición de 2012 en Les Templiers

La carrera, contada por el protagonista

Tòfol Castanyer quedó tercer clasificado, hicimos el viaje juntos. La carrera se desarrolló como suelen sucederse estas competiciones. Hasta el kilómetro 30 éramos en la cabeza un grupo super grande. Aunque en el principio en la subida nos quedamos unos cinco o seis, durante el siguiente llano de unos 10 kilómetros comenzó a engancharse mucha gente. Yo iba con Tòfol y le iba contando cómo era porque lo conozco bien el terreno. A partir de ahí comenzó lo fuerte. El ganador, Cori Benoit se fue solo, y luego nos quedamos un grupo de 4-5 corredores por detrás de él.

Mis sensaciones eran de querer mejorar cuando se acercara el final. Durante la carrera remontaba en las subidas, pero perdíamos tiempo en las bajadas, porque se hacían muy rápidas en el grupo. Al final, fueron cayendo algunos corredores que estuvieron con nosotros toda la carrera, hasta que nos quedamos los cuatro primeros: Tòfol Castanyer, Martin Nicolas, el ganador y yo mismo.

Estas carreras viene de hace muchos años. En el fin de semana hay cerca de 9.000 corredores en todas las carreras, y se nota la experiencia que tienen. Para mí es especial esta carrera, porque allí ves a los corredores con los que estás compitiendo todo el año por mejores marcas mundiales. Los franceses se la preparan muy a conciencia, aunque nosotros nos conformamos con estar a un nivel medio alto, ya que buscamos no sólo un objetivo concreto, sino estar bien en toda la temporada. Por ello es muy difícil luchar contra ellos y en su terreno, pero bueno… para eso están estas carreras, para tomárnoslas como un pequeño reto”.

El mensaje para el final de temporada

Yo me veo bien en esta final de temporada. Llevo unos años que, por desgracia, no he podido competir a comienzo de año todo lo que desearía. Y por suerte (que yo siempre digo que las cosas malas existen para que existan las cosas buenas), los finales de temporada los hago buenos. Ahora mismo estoy con buenas sensaciones para competir en esta final de temporada y dar el máximo.

Etiquetas: Ultra Trail

También te puede interesar

Comentarios