Entrevista a Cristian Castellar

Cristina Castellar, velocista: “Mi sueño es estar en Tokio”

Cristina Castellar, atleta del club Valencia Terra i Mar y bicampeona europea por relevos en 4×100, nos cuenta qué le motiva, cuáles son sus expectativas de futuro y cómo es compaginar estudios y atletismo.

Cristina Castellar es una atleta valenciana graduada en Enfermería que a sus 23 años ya ha conquistado en dos ocasiones el oro europeo como velocista en 4×100 y que va camino, junto a sus compañeras de relevos, de hacerse con el segundo título a nivel nacional en la misma disciplina. Como parte del equipo del club Valencia Terra i Mar, desde los 14 años lleva dando grandes zancadas en este deporte. A día de hoy está en pleno crecimiento como deportista y tiene claro cuál es su sueño: participar en unos juegos olímpicos. Cristina, recientemente incluida en la plataforma de promoción Patrocínalos, nos desvela las inquietudes de un atleta de su edad y las claves que han garantizado su progreso.

Pregunta: Buenos días Cristina. El pasado 31 de mayo, las chicas del club Valencia Terra i Mar os proclamasteis bicampeonas de Europa y tú, junto a tus tres compañeras Josephine Onyia, Fátima Diame y Estela García, te hiciste de nuevo con el oro en la prueba de 4×100, ¿cómo se afrontó una competición de la que erais las campeonas actuales? ¿hubo más presión?

Respuesta: ¡Buenos días! Pues sí que íbamos con ese plus de presión, pero la verdad es que este año estaba bastante reñido. Éramos tres equipos y cualquier fallo podría haber sido favorecedor para el resto. Entonces íbamos pendientes de no fallar, ese era nuestro objetivo, sabíamos que si no fallábamos nuestra regularidad nos ayudaría. Porque no conseguimos el número mayor de victorias pero la regularidad fue nuestra clave para ganar.

P: El año pasado también os hicisteis con el oro de los 4×100 en el Nacional Absoluto, este año se celebra a principios de agosto en Castellón, ¿cuáles son las expectativas respecto a esta prueba?

R: El objetivo es volver a revalidar el título. En la segunda jornada de liga conseguimos la mejor marca española de los últimos cuatro años a nivel de equipos. Entonces, con las mismas participantes y haciendo buenos cambios, yo creo que podremos conseguirlo.

Cristina Castellar y sus compañeras de relevos

P: La pereza, el haber fracasado y temer que vuelva a ocurrir, una mala lesión… Son muchas las trabas que el deportista se encuentra en el camino y que pueden suponer la pérdida de motivación y constancia. En tu caso, las lesiones han sido un obstáculo pero aún así lograste salir del paso y actualmente estás en plena evolución, ¿cómo se sale de eso?

R: Se sale con fuerza y con ganas de querer seguir. Este deporte necesita constancia y en cuanto paras una semana, has perdido todo lo que has trabajado durante meses. Esos parones te hunden, piensas muchas veces en dejarlo, en abandonar… Pero soy una persona luchadora, quiero cumplir mi objetivo y por ello sigo.

P: ¿Cuál es el mejor consejo que te han dado hasta el momento y quién?

R: Mi entrenador actual, Venancio José Murcia, que tenía el récord de España de 100m y 200m. Gracias a él empecé a evolucionar en velocidad y a ser quién soy, la verdad. Él me sacó la chispa de velocista que todavía no había sacado. Me dio confianza porque creía en mí.

P: ¿Qué consejo darías tú a aquellos que están empezando en esto?

R: Que ánimo, que es salud y vida. Aunque al principio de pereza, que lo entiendo porque a mí también me da a veces pereza ir a entrenar, el empezar a competir y superarse a uno mismo, porque es un deporte individual, te hace madurar y te da esa gratificación que pocas cosas te la dan.

P: ¿Qué ejercicios les propones para su entrenamiento diario?

R: Rodaje, que supongo que todo el mundo hará; y técnica de carrera, que la gente que sale a correr no lo suele hacer: correr bien, fortalecer músculos que durante la carrera no trabajas… una serie de ejercicios que son un suplemento a la carrera.

P: Hace poco comenzaste a formar parte de la plataforma Patrocínalos, cuéntanos un poco sobre esto.

R: Se trata de una plataforma con mi historial y mi objetivo a la que la gente puede entrar y patrocinarme tanto a nivel de empresa como a nivel individual. Pueden aportar cualquier cifra, no hay mínimo ni máximo; y a nivel de empresa, lo mismo, pueden contactar con ellos para algún spot o cualquier cosa que quieran patrocinar y quieran que yo sea la imagen. Es un respiro que te da porque en el atletismo nadie vive de ello y es muy difícil compaginar el trabajo, los estudios… con el deporte. Es un placer para mí que hayan contado conmigo y agradecer todo el trabajo que hacen por sacar adelante los deportes minoritarios, porque no todo es fútbol. Animo a las empresas y particulares a entrar y colaborar conmigo, ya que les puedo ofrecer muchas cosas y no se arrepentirán de apoyar a una deportista como yo.

P: Al tiempo que te labras tu carrera como atleta, también te has graduado en Enfermería, ¿cómo es la vida del deportista que compagina entrenamientos, competiciones y Universidad?

R: La verdad es que no es fácil, porque además a veces también trabajo como azafata de imagen para poder pagarme la suplementación, la ropa… Pero eso, no ha sido nada fácil, de hecho en la Universidad no me han apoyado prácticamente nada a excepción de algunos profesores. Pero en general no te apoyan, de hecho han intentado ir a por mí, hundirme, simplemente por hacer dos cosas a la vez. Se excusan con que quieren exclusividad pero yo creo que no deberían alzarme, sino simplemente apoyarme e incentivar a que lo puedo hacer, tal y como sucede en Estados Unidos. Yo creo que hacer dos cosas a la vez es algo positivo, no creo que sea negativo. Creo que a una persona que tiene esos buenos valores se le debería apoyar o por lo menos valorarlo. Sé que no es fácil, pero ya soy madura para organizarme de la manera que yo crea y dejar de lado las cosas que yo creo que debo apartar para poder compaginar las dos cosas. Pero bueno, con sacrificio, mucho esfuerzo y ganas, lo he conseguido. He pasado cuatro años muy malos, ha sido una lucha contra mí misma y contra la escuela, sobre todo para demostrarles que cuesta, porque no lo han puesto nada fácil, pero que se puede, y sin ayudas.

P: ¿De qué modo vas a aplicar el tener un título universitario? ¿vas a continuar formándote, trabajarás o lo aparcarás y te centrarás en el atletismo?

R: La verdad es que no lo sé, no sé qué me depara el futuro. Sí tenía en mente tener un año para dedicarme exclusivamente a entrenar, pero sin ayudas no es posible. Tengo que plantearme qué voy a hacer porque no es lo mismo estar trabajando y entrenar a la vez que solo entrenar. El descanso, el esfuerzo que tienes que hacer… no es lo mismo estar de 08:00h a 15:00h de pie o trabajando y luego ir a entrenar, que poder descansar tus horas, que es muy importante para un deporte así. También digo que, si me sale trabajo, soy una chica ambiciosa, no creo que lo deje pasar, supongo que lo cogeré porque no puedo estar quieta tampoco.

P: Todos tenemos un referente a la hora de alcanzar cualquiera de nuestras metas, ¿qué deportistas te inspiran a diario para seguir luchando?

R: Concha Montaner,  una de las mejores atletas valencianas y a nivel nacional como saltadora de longitud. Es madre ahora, una madre coraje: trabaja, entrena y es madre. Es una de las mejores deportistas y personas que conozco y tengo la suerte de poder trabajar con ella y compartir cualquier cosa. Les debo mucho a ella y a su marido, que es mi entrenador. Han puesto mucha confianza en mí y siempre estaré en deuda con ellos. Es un referente tanto a nivel personal como deportivo.

P: ¿Dónde se ve Cristina Castellar dentro de 5 años o dónde quiere verse? ¿alguna competición en especial en la que participar sea un sueño?

R: Ojalá Tokio, ¿no? Las olimpiadas. Todo deportista yo creo que tiene su sueño en las olimpiadas. No es fácil poder ir pero, ¿por qué no soñar? Soñar es gratis (ríe) No lo sé. No sé si podré seguir, si no; depende de muchas cosas. Y como ya he dicho, es difícil compaginar unos estudios pues imagínate un trabajo. Pero vamos, no sé si estaré en un hospital trabajando y entrenando, solo entrenando o qué. Pero ojalá pudiendo entrenar para unas olimpiadas. Ese es mi sueño, claro.

 

También te puede interesar

Comentarios